9 de julio de 2012

Barrio Minero de Libros (Teruel)

Sábado 7 de julio de 2012

Este pasado fin de semana volvimos a Teruel para repetir el descenso del Barranco de Amanaderos, y aprovechando la cercanía a Riodeva y por sugerencia de Roberto nos acercamos a visitar el Barrio Minero de Libros, un curioso despoblado que sirvió para albergar a los trabajadores de las minas de azufre que allí habían.





Acercándose al poblado por carretera uno se da cuenta por la cantidad de ruinas y perforaciones en la roca que antaño esta zona tuvo un gran auge en cuanto a explotación minera se refiere.

Y así es, el inicio de la explotación de las minas de azufre de Libros se remonta a finales del siglo XVIII, donde se trabajaba de forma intermitente.
En 1906 la Industrial Química de Zaragoza fue la que se encargó de la extracción de dicho material, en la época de máxima productividad de la explotación llegaron a trabajar y vivir en el poblado más de 2000 obreros.

Son las viviendas donde moraban los mineros la parte que más llama la atención de la visita, ya que fueron ellos mismos los que construyeron estas viviendas a modo de casas-cuevas, excavadas y talladas en la roca.

La primera impresión que da al entrar en ellas es la de entrar en la casa de un hobbit, ya que son diminutas y de poca altura, todas disponían de una sala-comedor y una o dos alcobas que hacían las veces de dormitorio.
Se han llegado a contabilizar unas 130 cuevas, de las cuales se han restaurado unas 12 siguiendo las pautas y características transmitidas por tradición familiar, se han reforzado, pintado,  amueblado (camas ,sillas, hamacas...), decorado (cuadros, jarrones, floreros, herramientas...) quitando de algunos detalles más modernos, uno parece retroceder a principios del siglo XX estando en ellas.
Incluso en algunas de las que no están restauradas se pueden apreciar dichas estancias, aunque en las restantes apenas queda el orificio en la roca.

Además el poblado contaba con todo tipo de dependencias, a saber, desde la consabida iglesia (también tallada en la roca, en su interior hay una maqueta del poblado, pero no esta permitida la entrada) hasta una escuela, cuartel de la Guardia Civil, economatos, trinquete, campo de fútbol, tasca, hospital...¡¡¡ y hasta un barrio chino !!!

Por desgracia en 1956 las minas se cerraron definitivamente, y todos estos edificios de dependencias fueron demolidos coincidiendo con el cierre de la explotación, solo quedan en pie y en estado bastante ruinoso los hornos de azufre y los barracones de algunas de las barriadas, eso si, la iglesia sigue intacta, que "esos" son intocables.

Como nota curiosa, estas minas son conocidas también porque en su subsuelo se encontraron fósiles de ranas de hace 10 millones de años, y es por eso que el recorrido señalizado que hay en este poblado recibe el nombre de Ranas y Azufre.


En definitiva, aunque nosotros lo hicimos de manera fugaz, merece mucho a pena acercarse al lugar y hacer una visita más completa, ¡¡¡ totalmente recomendado!!!


Por favor, id con cuidado si entráis en las cuevas sin restaurar, y sobre todo RESPETAD las que están restauradas.



¿Frodo?

Las viviendas eran de techo muy bajito

Cueva-casa en ruinas

Literalmente talladas en la pared...

...y restauradas y redecorada

Entrando en otra cueva

Un hobbit un poco crecidito ;-)

Decoración muy auténtica



Dos momentos "friki"

Ventana



Dos alcobas

Vistas hacia el exterior

¿"Saber Vivir" a principios de siglo? ¿un termo?

Otra cueva original, se pueden apreciar las estancias...

...las repisas y la chimenea

Nos pensamos que los nidos eran también de "atrezzo", pero no

¿Una claraboya?

Esta era de las más grandes

Entrada sepultada a otra cueva

Otra original

Cueva más cercana a la iglesia

Muy bien redecorada

Quizás la más bonita de todas

Panel informativo, en la foto antigua se indican todas las dependencias del poblado

La iglesia, tallada también en la roca

Vista desde el campanario

Otra vista general

Las dependencias están todas como estas, ruinas y escombros

Hornos de azufre



Barracones

Chimenea y techo desfondado de una de las casas

Letrina



27 comentarios:

  1. Hola Dani
    Muy curioso y muy bien documentado con buenas fotos y bien explicado....Que tiempos y como vivía aquella gente...
    Yo coincidí con Alex por la mañana y tú por la tarde, sabía que iba a hacer un barranco por Teruel pero no sabía que tu también ibas, supongo que el barranco el domingo no??...

    Un abrazo
    Jose
    TROTASENDES BENICALAP

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Jose!!!

      Ya me dijo Alex que estuvo con vosotros por la mañana, no para el tío jejeje, si, el barranco lo hicimos el domingo.

      Realmente fascinante el lugar y como vivían, y nosotros nos quejamos de un piso de 70 metros cuadrados jajaja.

      Un abrazo.

      Eliminar
  2. Hola Dani:
    Impresionante documento!
    Ahora que los de la "Marcha Negra" están llegando a Madrid para defender su trabajo y su modo de vida...
    Tienen "narices". ¡Olé por los mineros!.
    Me la apunto para una próxima visita.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Paco!!!

      Manda huevos que no se reconozca la peligrosa labor de los mineros, no lo había pensado, pero sirva esta entrada como homenaje a ellos.

      Te recomiendo el lugar.

      Un abrazo.

      Eliminar
  3. Vaya, Dani, no conocía ese barrio minero. Con las veces que he pasado por Libros. Y con lo curioso que soy, vaya despiste. Bueno, enhorabuena por el reportaje, un auténtico documento etnográfico. Iré a verlo, claro que sí.

    Un abrazo,

    Luis.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Luis!!!

      Ya tienes excusa para pasar otra vez por Libros jejeje, ademas se puede combinar, la ruta de los Amanaderos por la mañana, y la visita a el barrio minero por la tarde.

      Un abrazo.

      Eliminar
  4. Precioso y lindo reportaje, curiosa casas cuevas.
    Saludos y abrazos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Pizarro!!!

      Gracias por el comentario, si, son muy curiosas esas viviendas, no había visto nunca nada parecido.

      Un abrazo.

      Eliminar
  5. Hola Dani:
    Molt bon reportatge i molt ben recuperades les vivendes. Jo vaig estar amb un company fa molts anys i només eren runes. Recorde que em va contar la història de les mines i que l'empresa els pagava uns diners als miners per fer-se les cases. La majoria dels qui treballaven eren murcians i se'n van anar quan van tancar la mina.
    La veritat és que no recorde molta cosa més del que em van contar però m'has picat la curiositat.
    Quan passe la calor tocarà arrimar-se.
    Per cert, no veig els números, supose que és un problema de format (com el subratllat en blanc).

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Xavier!!!

      La veritat es que s'ha fet una gran feina de recuperació i restauració, i hi havien un parell més en procés, vam comentar lo que els visitants respecten aquestes coves, ací a la Comunitat ja ho hagueren trencat tot o inclús hi hauria algú vivint dintre jejeje.
      Veus, lo que l'empresa pagava als miners i que eren murcians no ho recalcava en cap lloc on vaig buscar informació, gràcies per la dada.

      Quin son els números que no es veuen?

      Salutacions.

      Eliminar
  6. Buena manera de completar la jornada con una interesante visita cultural. Interesante entrada.
    Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Jose!!!

      En este caso fue el día antes de hacer el barranco, nada más llegar a Riodeva el sábado por la tarde.
      Es una visita que te recomiendo, ideal para pasar una mañana o una tarde con la familia.

      Un saludo.

      Eliminar
  7. Un reportaje bien documentado y muy interesante Dani. Fue una visita sorpresa que disfrutamos todos y un perfecto aperitivo para lo que nos venía al día siguiente.
    Un abrazo
    Alex

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Alex!!!

      Una visita realmente sorprendente, tuvo buen ojo Roberto, sirvió para iniciar un gran fin de semana en mejor compañía.

      Un abrazo.

      Eliminar
  8. Ayvoy Dani:

    Acabo de venir de Picos de Europa de hacer la travesera anual (te tienes que apuntar a la del 2013 ¡¡¡¡¡)y voy a ver que has hecho estos días y me encuentro un reportaje etnográfico, vaya sorpresa¡¡¡.
    Por Libros pasamos cuando fuimos para Valencia, pero no tenía ni idea de la existencia de esas minas.
    A ver que hacéis este finde.

    Un abrazo. Nos vemos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Aupa Fernan!!!

      Ostia, pues el año que viene me apunto.

      Mira por donde sin comerlo ni beberlo nos encontramos con una amena manera de pasar la tarde, era eso o estar bebiendo cervezas en el lugar del vivac, que tampoco es mal plan, aunque un poco de cultura no viene mal.

      Pues lo de este finde te lo tendré que decir una vez estemos en Hendaia, porque me ha sido imposible contactar con nuestro colega, una cosa si qué sé, que da lluvia.

      Un abrazo.

      Eliminar
  9. ¡Hola Dani!Curiosa e interesante entrada que nos muestra una original forma de vivir. Menos mal que aún nos podemos hacer una idea gracias a las cuevas restauradas.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Emilio!!!

      Que poco necesitaba esa gente para vivir, y nos quejamos nosotros a veces...
      Creo que es una gran iniciativa restaurar esas cuevas y mantener viva la memoria de este lugar.

      Un abrazo.

      Eliminar
  10. Hola Dani, como he disfrutado viendo estas cuevas, por aquí hay una que llaman de los Portugueses, que se utilizaba de vivienda cuando hicieron el canal que lleva el agua la central nuclear de Garoña, pero nada que ver, estas son mucho mas bonitas y mejor preparadas.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Abi!!!

      Me alegro de que te hayan gustado estas cuevas, no acostumbro a hacer entradas de este estilo en el blog, pero cuando estaba allí, dentro de las cuevas me dije: ¡¡ de esto sí!! ...y ya de paso en estos tiempos de crisis, ya tengo localizado un lugar para vivir gratis, que nunca se sabe jajaja.

      Un abrazo.

      Eliminar
    2. Pues sí, Teruel existe, ademas de ser conocido por sus pistas de esquí, sus buenos jamones etcv. etc. pero los que nacimos allí en ese coto minero tiene un valor especial estos comentarios, y cierto, vinieron de Murcia muchos ha trabajar, y también es cierto que cuando cerraron la explotación, muchos se mqarcharon, pero otros, no como mi abuelo, el cual fué asesinado , metido en un agujero y quemado con cal, por sus pensamientos no acordes con el régimen. Y cierto la vida era muy dura dentro y fuera de las minas, ya que cuando caía la nieve , caía 1 metro dos metros. y repito un millón de gracias. Ah una cosa más la ermita puede ser visitada, esó sí hay que pedirle la llave al cura de Libros, el cual nunca pone pegas. y también habeia de saber que los ex mineros se reunieron hace años y pagaron una campana, la cual fué robada. Ya se sabe de todo tiene que haber en el monte.

      Eliminar
    3. Gracias por tu comentario, y tanto que Teruel existe, y a mi me parece una provincia de los más bonita, sobre todo en el aspecto natural, del cual intento descubrir un poco más cada año.
      Hace dos años. pues ya ves, fuimos a descender el Barranco de Amanaderos y descubrimos este lugar, ya imagino lo dura que debió ser la vida en este barrio, y ya no solo por el trabajo en el mina, si no como tu bien dices por aguantar las condiciones de cada estación viviendo en esos pequeños agujeros, y encima sin poder quejarte por miedo a las represalias que podían tomar la gente del regimen.
      Respecto a la gente que roba en sitio como este prefiero guardarme mi comentario, por que si no me enciendo...

      Un saludo, y gracias de nuevo por tu comentario.

      Eliminar
  11. Hola, en primer lugar felicitarte por las fotos y por acordarse de este lugar alejado y en ruinas que un día llegó a albergar muchas familias, entre ellos la mía por parte de madre.
    Hace muchos años que no piso las minas, la última vez que estuve recuerdo que la ermita era un simple corral de ganado, hoy con gozo la veo restaurada y puedo ver un cartel donde se explica la distribución del barrio lo cuál le dá relevancia a lo que aconteció hace décadas dejando una huella documentada en la comarca.
    En contra de algunas opiniones, sé de primera mano que en las minas ni se vivía tan mal, ni había miseria, mas bien la pobreza estaba presente en los pueblos de alrededor, pero en las minas tenían todos los servicios que muchos pueblos de nuestra geografía ya lo hubieran querido para ellos.
    Mi bisabuelo y mi abuelo eran los herreros en estas minas de azufre, por suerte de boca de mi abuelo conocí mil anécdotas sobre este lugar y el modo de vida, era un lugar donde no faltaba el dinero, había trabajo y los sueldos eran buenos para la época, muchas cuevas eran ocupadas por gentes que estaban de paso, otras las ocupaban algunas familias, según me contó mi abuelo parte de estas familias venían del sur donde era costumbre el alojamiento en cuevas o excavaciones en las rocas y preferían vivir allí, otros vivían en casas como hoy en día.
    Ni faltaban los embutidos, ni el pan, ni los alimentos, ni nada de nada, muchos comerciantes preferían vender en las minas porque el dinero se movía, es cierto que el clima no es benigno y las nevadas eran copiosas, pero como puede acontecer en cualquier pueblo de montaña, las condiciones de trabajo, pues las minas y las enfermedades respiratorias que conllevan, pero sucede lo mismo en cualquier ambiente minero, por lo demás era una vida muy normal.
    Por desgracia el uso de azufre disminuyó, tras la guerra mucha gente tenía dinero pero al no ser zona "nacional" ese dinero no valió nada y junto a otros factores fué la muerte paulatina de las minas, mi bisabuelo después de una vida buena y haber tenido vehículo, dinero y demás, por culpa de anular los billetes de la república a principios de los 40 murió arruinado y está enterrado en Libros, a mucha gente le pasó lo mismo.
    Enhorabuena por el reportaje.
    Un cordial Saludo
    Jose luis

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Jose Luis.

      Siempre agradezco todo comentario que me hacéis, pero este como el tuyo, a quien la historia de este barrio le ha tocado de cerca, pues los agradezco mucho más.
      Yo, desde el día y en el momento que vi estos pequeños hogares estuve convencido de que de ninguna manera sería infeliz la gente que vivía allí, está claro que debido al frío de la zona y lo duro que era -y es- el trabajo de minero pues las condiciones serían duras, pero eso no quita la gente no llevara una vida normal allí, teniendo un techo, dinero para comprar comida, y estar con los suyos, que realmente, no hace falta nada más para ser feliz...ahora por desgracia, y gracias al materialismo, ya no lo vemos así.

      Lo que me cuentas de tu bisabuelo demuestra, y es mi humilde opinión, que las muertes de guerra por parte del ejercito de Franco fueron mucho más allá de los propios caídos en batalla.

      Gracias de nuevo por el comentario.

      Un saludo.

      Eliminar
    2. He visto que la última respuesta es reciente en el tiempo aunque el escrito es antiguo y me he decidido a escribir. Bueno yo también desciendo de mineros de las minas de Libros y confirmo lo del anterior comentario de José Luis. Mi abuela, que ha fallecido este mes de marzo, me ha contado infinidad de historias. Ellos han sido muy felices en las minas y vivían en casas muy confortables. Lo que yo destacaría de las historias que me ha ido contando mi abuela es lo bien que se llevaban, se ayudaban en todo y también parece que organizaban unas cuantas fiestas. Besos a todos los mineros.

      Eliminar
    3. Hola Anomino!!!

      Es una gozada para mi ver la repercusión que está teniendo esta entrada pese a llevar ya más de dos años publicada, y me llena más de gozo que a la gente como vosotros, que la historia de este barrio minero, os ha tocado tan de cerca, os haya gustado la entrada, lo vuelvo a decir, una gozada entrar a ver los comentarios y encontrar los vuestros.

      Ojala esta entrada aporte un granito de arena para que la historia de la gente que vivió allí, felices, como bien dices, no caiga en el olvido.

      Un saludo.

      Eliminar
    4. Hola a todos!

      Me llamo Esther, soy estudiante de turismo en Valencia y hace poco visité estas cuevas con unos amigos. Este lugar me pareció tan bonito e interesante que cuando me propusieron un trabajo sobre un lugar que nos gustase decidí hacerlo sobre las minas de azufre de libros y asi conseguir que mas gente conozca los lugares tan encantadores que tenemos a un paso.
      sobretodo felicitaros por los comentarios tanto anónimos como no anónimos, por ese toque tan especial y cercano que transmitís, esos sentimientos que os unen a este lugar. me encantaría saber mas historias a cerca de este lugar si es posible.

      Un saludo.

      Eliminar